Las cinco películas de Batman que casi ocurren

30 Enero, 2014

Las cinco películas de Batman que casi ocurren

Por: Redacción Gorila

El buen Gorilon estaba buscando entre los guiones viejos que están en su compilado de documentos relevantes (que es mas grande que la bilbioteca de Alejandría) y dió con cinco proyectos de Batman que van de disparatados a simplemente alucinantes. Lo que se relata a continuación no son especulaciones Gorilitas, revisen y sopréndase pequeños monos, esto estuvo muy cerca de pasar. Aprovechando que se viene la última aventura del cornudo de ciudad Gótica con su amigo el alien metroplitano.

THE BATMAN - 1985.

Antes que el buen Tim Burton introduzca su estilística gótica y artística a los mitos del señor de la noche, el legendario productor Michael Uslan reclutó al escritor de Superman y James Bond Tom Mankiewicz, quien escribió una suerte de origen como primer acto, ofreciendo una visión hiper realista de Batman muy parecida a sus guiones de Bond (curioso que Nolan retomara la idea con Batman Begins). La primera opción de director fue Ivan Reitman que tuvo un exito Gorilesco con Cazafantasmas. Los estelares eran los personajes Rupert Thorne y Silver St. Cloud, ambos sacados de la corrida de Steve Englehart en el cómic, se pensó que Hugo Strange sea el villano estelar el cual trata de desenmascarar al encapotado, pero se cambió por el guasón que no era otro que David Bowie el camaleón del rock. La película sería rematada por las presencias de las leyendas David Niven como Alfred y William Holden como Jim Gordon, Robin estaba entre Eddie Murphy (no es joda Gorilitas) y la opción mas sensata Michael J. Fox.

Lo mas peculiar era que la elección para Batman fue el capo de capos Bill Murray, a los Gorilas conocedores no nos puede entrar menos que curiosidad de saber como hubiera funcionado eso. Lastimosamente Niven y Holden fallecieron esos años y el guion pasó por nueve versiones mas, hasta que Joe Dante el director de Gremlins tiró la toalla despejando el camino a Mr. Burton.

BATMAN FOREVER DE TIM BURTON - 1995.

Antes de que Batman returns sufra el destino de el inestrellable Hindemburgo en la taquilla y le cueste la pega a Tim Burton (Warner la consideró muy oscura y no agradable a los chicos, claro, achicharrar a un maleante es muy agradable, en fin...), ya se tenía proyectada la tercera parte de su trilogía, Keaton repetiría como el cruzado de Gótica junto a Billie Dee Williams como Harvey Dent y a él se sumarían Robin Williams como el acertijo y René Russo como la Dra. Chase Meridian. También se consideró a Marlon Wayans como Robin (una vez mas, no es joda, parece que todos estaban decididos a incorporar un Robin moreno excepto DC Comics), este sería un jovencito de la calle que mezclaría los caracetres de Dick Grayson (Ricardo Tapia para los Gorilas que no son Franco-parlantes) y Jason Todd.

Tim Burton perdió la pega como dijimos, lo que hizo que Keaton raje por solidaridad Chollywoodezca, re-castearon a Val Kilmer como el bats y Russo decidió que era muy temprano para andar de MILF y dijo chau también, finalmente a Wayans le pagaron para dar un paso al costado (literal) y se casteó a Chris O'Donell como el joven maravilla, en este interín Joel Schumacher subió a ese bote. Lo que pasó después es historia (una de terror de hecho).

BATMAN TRIUMPHANT - 1999.

Cuando nadie tenía idea (y eso es muy raro) de que la corrida de Schumacher dejaría a la franquicia de Batman como a Monica Bellucci en Irreversible, ya se había proyectado su tercera película. El guión estaría  cargo del genio Mark Potosevich que luego nos regaló la obra maestra Soy leyenda (lean toda la última oración una vez mas con mucho sarcasmo). El villano de turno era el espantapájaros interpretado por Nicolas Cage y se rumoreaba a una Madonna haciendo de Harley Queen, pero sería la hija del guasón, no su protegida masoquista, de hecho, hasta Jack Nicholson estaba charladito para aparecer en una secuencia de drogas, cortesía del infeliz espantajo.

Gracias a todos los dioses Gorilas esto no pasó, pero por otro lado esto quiere decir que no solo no vimos a Nick Cage pasar de Superman sino también del espantapájaros, que desperdicio por Dios.

BATMAN AÑO UNO DE DARREN ARONOFSKY - 2002.

A Warner mas de una vez le quemó las manos el concepto de "año uno", se barajó el nombre de Aronofsky para trabajar con Frank Miller en su versión del mítico cómic. En esta visión Batman no se beneficia jamás de la muerte de sus padres y crece pobre entre la desolación de Gotham, expuesto a la miseria; lo que lo convierte en un vigilante violento y maniático. Selina Kyle sería una "mujer de la calle" y una vez mas de color, como Halle Berry sin los juegos estúpidos con el ovillo de lana y Gordon sería un policía que no tolera basura de nadie como Harry el sucio. Curiosamente para este intento Aronofsky conversó con Christian Bale, metiéndole la idea en la cabeza, idea que culminó en la corrida de Christopher Nolan, quien a su vez creó una película sobre meter ideas en ... bueh ustedes saben Gorilas, ustedes saben.

BATMAN vs SUPERMAN - 2004.

Asi es queridos monicacos, esta idea ya había sido puesta en la mesa antes, esta vez de la mano del guionista de Se7en  Andrew Kevin Walter. Quien propuso esta idea para no tener que lidiar con la pesadilla de hacer una película de la Liga de la Justicia, lo que curiosamente está pasando ahora bajo las mismas premisas. Mientras la idea de como enfrentar a los héroes maduraba, el guión pasó a Akiva Goldsman guionista de Batman y Robin (genial idea), y la dirección se puso en manos de Wolfgang Petersen, la historia se centraba en un Bruce Wayne (Bruno Díaz para los Gorilas que no hablan Alemán) felizmente casado y el Guasón irrumpe en la noche de bodas y mata a su esposa, lo que hace que a Batman se le crucen los chicotes (mas de lo habitual). Una vez mas se consideró a Christian Bale como Batman y a Josh Harnett para Superman. Lo único bueno de este proyecto es que de este embrión sin sentido, nació la trilogía de Nolan, respiremos aliviados Gorilitas, respiremos aliviados.